DESDE EL PRINCIPIO DI BIBERÓN… PERO ME ARREPENTÍ, experiencia de Ani Chamorro

lactancia posteriorHola chicas, me gustaría explicaros mi historia.

Tengo un bebé precioso de 37 días. Muchas de mis compañeras “mamás noviembre 2014″ que son miembras de este grupo, ya saben mi caso, y me han apoyado muchísimo, y desde aquí les doy las gracias.

Pues aquí va mi royo…

Mi marido y yo somos autónomos, y por decisión mutua, consideramos que la mejor elección para nosotros sería dar a nuestro hijo lactancia artificial. Además, debo confesar, que rechazaba la idea de dar el pecho, es más, era una imagen que no me gustaba demasiado.

Cuando di a luz a mi hijo, se enganchó enseguida al pecho, y fue entonces cuando dudé. Pero mi marido insistió, en que hiciese lo que quisiera, pero me arrepentiría por que en dos o tres semanas tenía que volver al trabajo. El, desde su punto de vista práctico, queria facilitarme la maternidad, y ayurdarme en todo lo que el pudiera.

El pediatra me dijo que el a sus hijos no los alimentó con lactancia materna y estaban muy sanos… y además, tenía la habitación llena de gente y me daba vergüenza sacar los pechos.

Las enfermeras insistían en que tomase una decisión ya, para darme las pasitillas para cortar la subida de leche, y recuerdo a mi prima que es Pro-lactancia, diciéndome que me diera la oportunidad…no la escuché, y me arrepentí después!

En fin, me tomé las pastillas.

Cuando llegué a mi casa, empecé a sentirme muy mal, tanto, que pasaba los días llorando. Tenía la sensación de haberle robado un derecho a mi hijo, y también a mi. Los de mi alrededor nunca me juzgaron, y no entendían por que me sentía tan mal.

Mi hijo aveces estaba nervioso, y buscaba el pecho, se lo ponía y se quedaba dormido, pero me sentía ridícula dándole algo que no servía para nada… fue entonces cuando entendí que el pecho no solo es alimento, es mucho más.

Realmente era muy extraño, que si desde el principio había comido biberón, por que se enganchaba tan bien al pecho, y sin producir leche. Está claro, que mi hijo necesitaba el contacto de su madre.

Conté mi caso a mi prima, y me dijo que no estaba todo perdido, que si quería podría inducir la leche, pero solo si realmente quería, por que era un proceso lento y duro. Pero me daba mucha vergüenza, por que la gente pensaba que era una locura hormonal lo que tenía en la cabeza.

Así que en la primera revisión a la pediatra, cuando me preguntó que como alimentaba al niño, una vez me puse a llorar y le conté como me sentía.
Ella, muy amablemente me escuchó, y llamó a la mutua donde había parido. Me comentó que el tratamiento que había tomado era de los más fuertes, pero que el efecto no es permanente, que si me ponía el niño al pecho en un par o tres de semanas podría producir leche.

En estas semanas, estuve utilizando el pecho de consuelo, y ya no me importaba tanto el no producir leche. Mi marido, ya me pedía que pusiera el niño al pecho cuando estaba nervioso, y ya lo hacía incluso con gente. Así que por lo menos, estaba dando consuelo a mi hijo.

En este transcurso, una asesora de lactancia que conocí en Facebook también me ayudó mucho. Una noche, después de tres semanas, me preguntó que si tenía leche, le dije que no, y ella pidió que apretara el pecho… descubrí unas gotas, y no me lo creía.

De esto hace una semana. Ahora creo que produzco muy poco, y no tengo para alimentarlo, ya que le doy biberón. Mi problema es que en el trabajo no puedo darle el pecho, así que le doy la leche de formula que considero que es la mejor. Pero siempre que puedo primero le doy pecho y después biberón.

Ahora, pienso, que esto me ha pasado para valorar la maternidad desde otro punto de vista. No tan mecánico y práctico, si no desde un punto de vista energético, primitivo, en el que no es solo una necesidad de alimento, si no de acercamiento y protección.

Desde luego, hoy me siento mucho más llena que esos primeros días en los que solo di a mi hijo alimento con biberón. Nunca pensé que yo viviría estas sensaciones, pero así a sido. Entiendo que no conseguiré conseguir una LM completa, pero me conformo con darle todo lo que puedo ofrecerle, y con el hecho de haber seguido mi instinto de madre, y haber escuchado su necesidad como hijo.

Gracias por escucharme!!!

Gracias Ani por compartir e inspirar a otras mamás, siempre se puede retomar, ahora Ani da Lactancia Materna exclusiva y complementa con biberón cuando esta fuera por largas jornadas, biberón que es de su propia leche. Animo mamás! Si se puede!

2 pensamientos en “DESDE EL PRINCIPIO DI BIBERÓN… PERO ME ARREPENTÍ, experiencia de Ani Chamorro

  1. Maria Espinoza

    Que historia tan conmovedora, no te culpes aveces por desinformación creemos que estamos hacienda lo mejor para nuestro hijos , confia en tu instinto de madre, no seas tan dura contigo misma y ánimo no todo esta perdido hay muchas mujeres que consiguen relactar aun después de haber tomado las pastillas o inclusive un destete parcial. Te recomiendo probar el metodo de extracción ponderosa algún fin de semana para que pruebes si te da resultado e incrementa tu producción. Abrazos!!!

    Responder
    1. Ciaomamma Autor

      Gracias por tu respuesta, ella ha logrado avanzar en su proceso, pero le ha tomado tiempo y creer en que lo puede hacer, pero si ha sido duro, pero como ella hay muchas que pueden verse en esta situación y es importante que veamos que siempre se puede volver a empezar!

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


− nueve = 0

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>